Un nadador en Australia murió de un ataque al corazón después de ser picado por una mantarraya, informó la policía.

El hombre de 42 años de edad tuvo un paro cardíaco el sábado en la playa de Lauderdale, al este de Hobart en Tasmania, luego de sufrir una herida punzante en la parte inferior del abdomen, precisaron las autoridades.

Él estaba nadando solo y cerca de la orilla cuando ocurrió el ataque. Sus amigos lo sacaron del agua pero ya no lograron resucitarlo.

El incidente recordó la muerte en 2006 del “Cazador de Cocodrilos” Steve Irwin, quien filmaba una escena submarina para una serie de televisión, cuando las púas de una raya le atravesaron el corazón.