Dos días después de que Etiopía anunció la formación de uno de los pocos gobiernos paritarios del mundo con un 50% de ministras, Ruanda ha seguido sus pasos.

La nación del este de África anunció el jueves en la noche que la mitad de sus 26 ministerios estarán ocupados por mujeres.

Ruanda se une así a una lista de países, en su mayoría europeos, donde las mujeres ocupan el 50% o más de las carteras ministeriales, según la Unión Interparlamentaria y ONU Mujeres.

El país ha sido reconocido a nivel internacional por la representación femenina en su ejecutivo. En el parlamento, las mujeres ocupan el 61% de los escaños.

La decisión de Etiopia fue la última de una serie de drásticas reformas políticas y económicas impulsadas por el primer ministro Abiy Ahmed, quien asumió el cargo en abril. El dirigente habría dicho a los legisladores que las mujeres son menos corruptas que los hombres.

"Un mayor número de mujeres en los puestos de toma de decisiones ha llevado a una disminución de la discriminación de género y de los delitos de género”, señaló el viernes el presidente de Ruanda, Paul Kagame, en declaraciones ante funcionarios judiciales.

Según el presidente, esto no supone que los hombres no deban formar parte de la vida política, “pero deben jugar un papel importante en la defensa de los derechos de las mujeres”.