La Corte Suprema israelí permitirá que una joven estadounidense estudie en el país, revocando una decisión anterior de negarle la entrada por su participación en una campaña contra las inversiones en el estado judío.

De acuerdo con el fallo emitido el jueves, Lara Alqasem será puesta en libertad de inmediato y podrá estudiar en la Universidad Hebrea de Jerusalén, donde se había inscrito.

Alqasem, de 22 años, era activista de la Universidad de Florida a favor de un boicot contra Israel para protestar contra las políticas israelíes hacia los palestinos.

Alqasem estaba detenida en el aeropuerto internacional de Israel desde su llegada al país el 2 de octubre con visa válida de estudiante.

Alqasem recurrió el miércoles a la Corte Suprema después de que una corte inferior le había rechazado su apelación.