Se parece un poco a un hashtag, pero tiene 73.000 años y los científicos creen que este pequeño boceto hallado en una cueva sudafricana es la pintura más antigua de la que se tiene conocimiento.

No es el diseño intencionado más antiguo; algunos grabados más abstractos son mucho más viejos. Sin embargo, la pintura demuestra que los primeros humanos en el sur de África podían hacer pinturas en varias superficies con diferentes técnicas.

La colección de líneas entrecruzadas fue hallada en la cueva Blombos a unos 300 kilómetros (190 millas) al este de Ciudad del Cabo. Tiene al menos 30.000 años más que cualquier otro boceto, dijeron los investigadores en un reporte que fue publicado el miércoles en la revista Nature.

Fue creado con una afilada lámina ocre, un pigmento muy utilizado en el mundo antiguo, dijo Christopher Henshilwood de la Universidad de Bergen en Noruega.

La pintura consiste básicamente de seis líneas rojas cruzadas por otras tres líneas ligeramente curveadas. Aparece sobre una pequeña lámina de corteza mineral que mide sólo unos 39 milímetros (1,5 pulgadas) de largo y como 15 milímetros (media pulgada) de alto. Es evidentemente parte de una pintura más grande ya que las líneas acaban abruptamente en el borde, dijeron los investigadores.

Al parecer la pintura fue hecha antes de que la pieza fuera deliberadamente arrancada de una piedra de afilar utilizada para hacer polvo ocre, dijo Henshilwood en un email.

Patrones similares han sido grabados en otros artefactos de la cueva y el diseño del hashtag ha sido producido mucho en los últimos 100.000 años en roca y pinturas, dijo. Así que el boceto recién hallado quizás no sea una mera colección de trazos azarosos.

___

Malcolm Ritter está en Twitter como @MalcolmRitter .

___

El Departamento de Salud y Ciencias de la Associated Press recibe apoyo del Departamento de Educación Científica del Instituto de Medicina Howard Hughes. La AP es la responsable exclusiva del contenido de sus artículos.