El presidente Donald Trump anunció el viernes que se dispone a revocar la credencial de seguridad a un funcionario del Departamento de Justicia cuya esposa trabajó para la empresa que redactó un dossier sobre los lazos del equipo de campaña de Trump con Rusia.

El mandatario dijo que espera "muy pronto" retirar los permisos a Bruce Ohr y declaró en un tuit que considera "una vergüenza" que el funcionario siga trabajando en el Departamento de Justicia, indicio de que continúan sus esfuerzos por retirarle credenciales en medio de su frustración por la investigación sobre los vínculos de su equipo de campaña con Rusia.

Los comentarios surgen dos días después de que el presidente retiró el permiso al exdirector de la CIA John Brennan, afirmando que tenía que "hacer algo" sobre la "prejuiciada" investigación federal sobre la injerencia rusa en las elecciones.

La decisión de Trump ha causado alarma entre muchos observadores, que consideran que el mandatario está usando esa potestad de su despacho para el revanchismo político.

Ohr ha sido criticado por los republicanos por tener contactos con Glenn Simpson, cofundador de Fusion GPS. Esa firma especializada en averiguaciones sobre el pasado de rivales contrató al exespía británico Christopher Steele durante la campaña presidencial de 2016 para recabar información sobre Trump y sus vínculos con Rusia.

La esposa de Ohr, Nellie, trabajó para Fusion GPS durante la campaña y Trump se ha quejado de ello en numerosos tuits, exhibiéndolo como prueba de que la investigación es injusta.

Numerosos exfuncionarios de seguridad emitieron férreas críticas contra Trump el jueves por ejercer esa medida contra Brennan. La admisión de Trump de que actuó a raíz de su frustración por la investigación reveló su disposición a usar sus facultades ejecutivas para socavar una investigación que considera amenazante para su presidencia. Expertos legales dicen que las medidas recientes de Trump podrían sumarse a las pruebas que está examinando el fiscal especial Robert Mueller.

En un artículo de opinión en el New York Times, Brennan calificó las acciones de Trump como un intento desesperado por frenar la investigación de Mueller. Brennan, quien trabajó para el presidente Barack Obama ya ha sido un fuerte crítico de Trump, calificó de "mentiras" las aseveraciones de Trump de que no conspiró con Rusia.

La única interrogante es si la colusión con Rusia asciende al nivel "de una conspiración de carácter penal", escribió Brennan.

Más tarde el jueves, el almirante de la Marina que supervisó la misión para matar a Osama bin Laden, William H. McRaven, calificó las decisiones de Trump de "tácticas dignas de la era de McCarthy" y aseguró que "sería un honor" para él que Trump le revocara su licencia también.

___

La periodista de The Associated Press Jessica Gresko contribuyó a este despacho.

___

Jill Colvin está en: https://twitter.com/colvinj

Catherine Lucey está en: https://twitter.com/catherine_lucey