Una corte de apelaciones reactivó una demanda en la que se acusa a la Oficina de Aduanas y Protección Fronteriza de Estados Unidos de prohibir ilegalmente la toma de fotografías en cruces fronterizos.

La Corte de Apelaciones del 9no Circuito rechazó el martes la conclusión de un juez de que las restricciones a las fotografías eran justificables debido a la necesidad de mantener la seguridad en la frontera y proteger el control de Estados Unidos de su territorio.

El fallo unánime de un panel de tres jueces de la corte corresponde a una demanda presentada por dos activistas que afirman que las autoridades borraron las fotografías que tomaron cuando estaban en propiedad pública en puntos de cruce entre California y México.

Los hombres Ray Askins y Christian Ramirez afirman que la Primera Enmienda les concede el derecho de fotografiar a agentes de protección fronteriza cuando efectúan sus actividades en zonas expuestas a la vista pública.

Un correo electrónico dirigido a la agencia de protección fronteriza no ha sido contestado.