Los republicanos podrían tener que nominar al congresista Chris Collins a otro puesto político a fin de sacar su nombre de la papeleta de noviembre, luego que el legislador conservador se retiró de la contienda para postularse a un cuarto período tras ser acusado de cargos de abuso de información privilegiada.

La extraña maniobra podría ser necesaria conforme a la ley electoral del estado de Nueva York, que establece detalladamente la manera a retirar legalmente el nombre de un candidato de la papeleta. Una de estas maneras es si el candidato muere, otra es si no es ciudadano estadounidense o tiene menos de 25 años. Otra posibilidad, y la única alternativa para el caso de Collins, sería permitir que él retire su nombre si es que acepta postularse a otro puesto político, como a fiscal de distrito o secretario del condado.

Dirigentes republicanos de los ocho condados incluidos en el distrito de Nueva York de Collins, en el oeste del estado, se reunirán pronto para discutir los próximos pasos del partido luego que Collins anunciara su retiro de la contienda.

La semana pasada, el legislador fue acusado de usar ilegalmente información privilegiada sobre una empresa de biotecnología para ayudar a su hijo a evitar perder miles de dólares cuando uno de los medicamentos de la empresa dio resultados negativos en un ensayo clínico. Collins, quien está cumpliendo su tercer periodo, se ha declarado inocente y ha prometido defenderse de las acusaciones.

Varios republicanos han anunciado que se postularán o han sido mencionados como posibles candidatos para el puesto de Collins, que representa el área entre Rochester y Buffalo. Algunos de estos son el asambleísta estatal Ray Walter, el auditor del condado de Erie Stefan Mychajliw, el senador estatal Robert Ortt, el inversionista de bienes raíces Carl Paladino _quien en el 2010 se postuló infructuosamente a gobernador_, y David Bellavia, locutor de un programa radial local que perdió ante Collins en la primaria del 2012.

Los dirigentes locales del partido elegirán al reemplazo de Collins en la papeleta.

"Nadie quería estar en esta posición. Es una vergüenza total que esto esté ocurriendo, pero así están las cosas", dijo Walter a The Associated Press. "Es un distrito republicano y conservador... por suerte tenemos mucho candidatos".