Las inundaciones estacionales han matado a tres personas y amenazan con sumergir partes de la capital vietnamita, dijeron funcionarios el martes.

Dos niños y un hombre se ahogaron el lunes en el distrito de Chuong My, un suburbio de Hanoi, donde se desbordaron las aguas del río Bui en una orilla e inundaron varias aldeas, dijeron los funcionarios.

En la otra margen del río, bolsas de arena apiladas a lo largo de 10 kilómetros impidieron que las aguas de un dique se derramaran hacia el interior de Hanoi, con una población de 7,5 millones.

“Es extremadamente importante mantener seguro el dique para proteger (el centro de) Hanoi”, dijo el alcalde Nguyen Duc Chung en la televisión nacional.

En la aldea Nam Hai del distrito Chuong My, Nguyen Van Bon trataba de llegar a su casa semisumergida en un bote de caucho.

Sus muebles, electrodomésticos y bolsas de arroz estaban por encima del agua.

La esposa e hijo de Bon, junto con miles de ancianos y niños, fueron evacuados a terreno alto. Otros se han refugiado en los pisos superiores de casas de vecinos.

Bon se quedó a vigilar su casa.

“La inundación ha alterado nuestras vidas”, dijo. “Es duro, no hay electricidad ni agua potable”.

Los meteorólogos pronostican nuevas lluvias río arriba, lo que elevará el nivel del río Bui.