El primer ministro de Grecia visitó el lunes la zona afectada por los incendios más letales registrados en el país en décadas, una semana después de que las llamas arrasaron una localidad costera próxima a Atenas matando a docenas de personas.

Alexis Tsipras visitó Mati, la zona cero de la catástrofe, y dijo en Twitter que habló con "ciudadanos, ingenieros, soldados, bomberos y voluntarios”. Su oficina distribuyó fotos y el dirigente estuvo acompañado por una cámara de la televisora estatal. Ningún otro medio fue avisado del acto.

El ministro de Defensa, Panos Kammenos, visitó la zona la semana pasada, donde enfrentó a angustiados sobrevivientes que criticaron la respuesta al incendio.

El fuego, alimentado por vientos huracanados, azotó la localidad costera al noreste de Atenas el pasado 23 de julio. La mayoría de las víctimas fallecieron a consecuencia de las llamas, pero otras perecieron ahogadas tras lanzarse al mar para huir del incendio.