Las autoridades de Laos ordenaron el jueves vigilar las instalaciones hidroeléctricas del país mientras investigan qué provocó el colapso de una represa a principios de semana en el sureste del país. Al menos 27 personas murieron y 131 más desaparecieron en las inundaciones.

La crecida, que alcanzó el tejado de algunas viviendas, comenzaba a retroceder lentamente el jueves mientras los residentes de las aldeas afectadas empezaban a retirar el lodo que se depositó tras el fallo de la represa el lunes.

El Ministerio de Energía y Minas ordenó la estrecha vigilancia de los niveles de agua en los embalses así como de las condiciones en las que están las infraestructuras, según un reporte publicado el jueves por el diario estatal Vientiane Times.

Las autoridades rescataron a miles de personas varadas en tejados y árboles el miércoles, agregó.

El primer ministro, Thongloun Sisoulith, dijo que la catástrofe era la peor en años en el empobrecido país, con más de 6.000 desplazados tras el colapso de la represa auxiliar de un emprendimiento hidroeléctrico conjunto que cedió tras días de lluvias torrenciales.

Las autoridades están analizando si el accidente se debió a las precipitaciones o a unos estándares de construcción inadecuados, apuntó Thongloun. La empresa surcoreana responsable de la obra, SK Engineering & Construction, dijo que está intentando determinar qué falló.

Cruz Roja, el gobierno de Corea del Sur y otras organizaciones enviaron potabilizadoras de agua, comida y otros productos básicos a los refugios atestados con los cientos de familias evacuadas de la zona afectada, una tierra de nadie cubierta de lodo anaranjado y escombros.

En un primer momento, los medios estatales laosianos reportaron que había cientos de desaparecidos y que se temía que pudieran estar muertos. Las difíciles comunicaciones y el mal tiempo, que han obstaculizado las operaciones de rescate, contribuyeron a las discrepancias en los conteos de víctimas.

Las circunstancias exactas del accidente se desconocen por el momento. SK Engineering & Construction dijo que la infraestructura empezó a fallar el domingo mientras que Korea Western Power, otro de los socios del proyecto, apuntó que los primeros problemas pudieron verse el viernes.

___

Associated Press writers Youkyung Lee in Seoul, South Korea, and Grant Peck in Bangkok contributed to this report.