Dos prisioneros salieron caminando de una cárcel del noroeste de México vestidos de guardias con el aparente apoyo de dos custodios, informaron las autoridades.

Los reos pasaron a través de seis filtros de seguridad antes de salir de la cárcel situada en la ciudad de Culiacán el domingo en la mañana, dijo Inocente Hernández, secretario de Seguridad Pública del estado de Sinaloa. Los internos, Julián Grimaldi y Carlos Salmón, habían sido transferidos recientemente a esta prisión desde otras de mayor seguridad.

Grimaldi es un presunto operador financiero del cártel de Sinaloa, señalaron medios locales, mientras que Salmón está acusado de haber encabezado ataques letales contra policías perpetrado por el cártel de los hermanos Beltrán Leyva.