El político conservador Pablo Casado fue elegido el sábado como el nuevo dirigente del Partido Popular español en una arrolladora victoria que puso fin a una elección amarga y divisiva.

El abogado, de 37 años, venció a su oponente, la exvicepresidenta del gobierno español Soraya Sáenz de Santamaría, con 1.701 votos contra 1.250.

Casado sucede al expresidente del gobierno Mariano Rajoy, quien dimitió el mes pasado tras perder una votación parlamentaria ante su oponente del Partido Socialista, Pedro Sánchez, tras una serie de condenas por corrupción a miembros del PP.

En su discurso de victoria, Casado dijo que el partido debe regresar al centro de la sociedad española para asegurarse de que su trabajo no se deshaga. También prometió defender los valores de la “vida y la familia”.

Casado fue jefe de consejo de ministros del presidente del gobierno José María Aznar de 2009 a 2012.