Japón registró un superávit comercial en junio que incluye a Estados Unidos a pesar de los aranceles implementados por el presidente Donald Trump.

El Ministerio de Finanzas reportó el jueves que las exportaciones japonesas ese mes se incrementaron 6,7% en comparación con junio de 2017, al aumentar las de maquinaria, alimentos, metales y computadoras. Las importaciones subieron 2,5% en comparación con el año previo.

Por país, las exportaciones subieron a diversos países, entre ellos Brasil, Alemania y China. Aunque las que van a Estados Unidos descendieron ligeramente, en 0,9%, las importaciones de productos estadounidenses declinaron 2,1%, lo que generó un superávit.

El gobierno de Trump impuso aranceles este año al acero y al aluminio de diversos países, incluido Japón. Amenaza también con aplicar aranceles a automóviles y refacciones, pero la industria automotriz estadounidense ha criticado la iniciativa.