Goldman Sachs dijo el martes que su gerente general y presidente del directorio durante los últimos 12 años, Lloyd Blankfein, se retirará en los próximos meses.

Su sucesor será David Solomon, un directivo de larga data y considerado desde hace tiempo el próximo jefe del histórico banco de inversiones de Wall Street.

Goldman también informó que sus ganancias en el segundo trimestre aumentaron 44% con respecto al año anterior, impulsadas por sus franquicias centrales: el asesoramiento de empresas sobre fusiones, adquisiciones y otras transacciones y su banca comercial.

Blankfein tomó las riendas de Goldman Sachs en el apogeo de la burbuja inmobiliaria, seguida de la crisis financiera mundial. El banco era tan vulnerable a los bienes tóxicos como sus competidores, y en el peor momento de la crisis se pensó que no sobreviviría.

Blankfein supo guiar a Goldman durante la crisis. Mientras tanto, la competencia _Lehman Brothers, Bear Stearns y Merrill Lynch_ fueron vendidas a precio vil o, en el caso de Lehman, fueron a la quiebra.

“Nuestra firma ha demostrado gran poder de recuperación y fuerza en los últimos 12 años”, dijo Blankfein en un comunicado.

Solomon, el sucesor elegido por Blankfein, está con Goldman Sachs desde 1999. Tuvo la gerencia de operaciones junto con Gary Cohen, quien se fue para trabajar como principal asesor económico del presidente Donald Trump hasta su renuncia a principios de este año.

Solomon, de 56 años, es conocido también por su trabajo nocturno como DJ en grandes clubes del mundo, con el seudónimo DJ D-Sol.