El 54 por ciento de los estadunidenses consideran que el aborto debe ser legal en todos o en la mayoría de los casos, según una encuesta publicada este lunes por la cadena NBC y Wall Street Journal.

El sondeo halló además que el 70 por ciento de los estadunidenses dijo que no debe ser revocado el caso conocido como Roe contra Wade, el caso jurídico por el que se reconoció el derecho a la interrupción voluntaria de un embarazo o aborto inducido en el país.

Gran parte de este cambio proviene de los afro-americanos, latinos y mujeres sin estudios universitarios Esta cifra supera el 58 por ciento que dijo en 1989 que la decisión no debería ser anulada, el 60 por ciento que dijo esto en 2002, y el 66 por ciento que dijo esto en 2005.

En comparación, sólo el 24 por ciento de los estadunidenses ahora quiere que el caso Roe contra Wade sea revocado, incluyendo un 21 por ciento que apoya fuertemente esta posición.

El sondeo encontró un mayor apoyo en general acerca del aborto, incluyendo que un 31 por ciento de los encuestados dijo que el aborto siempre debe ser legal, mientras que el nueve por ciento cree que este debería ser ilegal sin ninguna excepción.

Entre estas dos opiniones, está el 23 por ciento que cree que debería ser legal la mayoría de las veces, pero con excepciones, y el 35 por ciento que consideró que debería ser ilegal excepto en casos de violación, incesto y para salvar la vida de una mujer.

Según los encuestadores, NBC/WSJ, gran parte de este cambio proviene de los afro-americanos, latinos y mujeres sin estudios universitarios, que cada vez más se oponen a que se revoque la decisión de la Corte Suprema.

La encuesta es publicada en el aniversario número 40 de la decisión de la Corte Suprema de Justicia de Estados Unidos, en 1973, que otorgó a las mujeres estadunidenses el derecho a tener un aborto en el primer trimestre del embarazo.

El sondeo se realizó entre el 12 y el 15 de enero entre mil adultos y tiene un margen de error de más o menos 3.1 puntos porcentuales.