Políticos y líderes religiosos se comprometieron el sábado a garantizar la pronta reunificación de las familias inmigrantes separadas en la frontera, durante una protesta frente a una instalación que alberga a menores trasladados de Texas a Nueva York.

Un total de 239 niños inmigrantes se encuentran en el albergue Centros Cayuga en el distrito de Harlem del Este, según el senador estatal demócrata Brian Benjamin. Entre los menores figuran un bebé de 9 meses y un niño hondureño de 9 años que ha solicitado asilo, según el legislador.

“Los bebés en el lugar no pueden ponerse un nombre”, dijo el reverendo Al Sharpton, que organizó la manifestación. “Otros se los darán. No tendrán condición legal. No es un asunto tan sencillo como una orden ejecutiva”.

Más de 2.300 menores fueron separados de sus padres en las últimas semanas dentro de la política de “tolerancia cero” en la que las personas detenidas por entrar ilegalmente en Estados Unidos enfrentarán cargos. El presidente republicano Donald Trump firmó el miércoles una orden ejecutiva para poner fin a la separación de las familias, pero los demócratas afirman que no ven un programa coherente que reúna a las familias ya separadas.

Leticia James, defensora pública de la ciudad de Nueva York y candidata demócrata a fiscal estatal, propuso que abogados viajen a los estados fronterizos para que ofrezcan servicios jurídicos gratuitos a inmigrantes detenidos.

“También necesitamos encontrar patrocinadores para los menores que por desgracia quizá nunca podrán reunirse con sus familias”, afirmó James. “Necesitamos personas que puedan hablar español”.

Sharpton y otros dijeron que continuarán sus protestas frente a hoteles propiedad de Trump hasta que los menores sean devueltos a sus familias y se apruebe una iniciativa que prohíba a las autoridades migratorias separar a las familias que ingresen en forma ilegal en Estados Unidos.

“Todos nosotros lucharemos y diremos sus verdades al poder a nombre de estos menores”, dijo la presidenta del concejo Municipal de Nueva York, Corey Johnson.

___

La periodista de The Associated Press, Julie Walker, contribuyó a este despacho.