Uganda realiza censo de sus gorilas de montaña

Uganda comenzó a contar sus amenazados gorilas de montaña, mientras crece la confianza de que sus números están aumentando consistentemente, mejorando los prospectos de un sector turístico que...

Uganda comenzó a contar sus amenazados gorilas de montaña, mientras crece la confianza de que sus números están aumentando consistentemente, mejorando los prospectos de un sector turístico que depende mucho de los primates.

El último censo en el 2011 mostró que el país africano tenía 480 gorilas de montaña en dos áreas protegidas, aproximadamente la mitad de la población sobreviviente en el mundo. Los otros están en las montañas boscosas en los vecinos Ruanda y Congo.

Desde marzo, un equipo de censo ha estado recorriendo el Parque Nacional Impenetrable Bwindi, colectando estiércol de gorila y examinando los nidos en busca de muestras de cabello y otras pistas. Los datos, que serán sometidos a análisis genético en Europa, son mucho más confiables que un conteo de ejemplares, dicen funcionarios de fauna.

El censo concluye a mediados de mayo y los resultados son esperados en unos meses.

"Tenemos esperanzas de que registraremos a unos pocos individuos más porque sentimos que hemos estado haciendo algunas cosas bien”, dijo Simplicious Gessa, portavoz de la Autoridad de Fauna de Uganda. “Hemos tenido un enorme auge de bebés a través de los años en nuestros grupos habituados”.

Los gorilas habituados _aquellos que se sienten cómodos en presencia de humanos_ en el parque Bwindi y en el vecino Parque Nacional Mgahinga se han vuelto la principal atracción turística de Uganda. Un permiso de visita cuesta hasta 600 dólares y el año pasado miles de turistas pagaron por la oportunidad de ver a los primates en su hábitat natural.

La población de gorilas de montaña en la región decayó en el último siglo debido a la caza furtiva, enfermedades y la actividad humana. Los gorilas de montaña están considerados en peligro crítico desde 1996, aunque sus números están aumentando ahora.