La exestrella de la NFL Aaron Hernández ha sido castigado a 30 días en una celda de aislamiento tras pelearse con otro reo en la cárcel en la que purga su pena, el Bristol County House of Correction de Dartmouth, Massachusetts.

Según informa el diario LA Times, el exjugador de los New England Patriots pasará encerrado 23 horas al día en ese habitáculo, y comerá ahí, sin mezclarse con los demás reos.

Hernández estuvo involucrado en un altercado en la cárcel el martes martes pasado.

No hubo heridos

Personal de la cárcel entrevista a testigos y revisa videos para determinar qué sucedió. Un vocero de la prisión dijo que ninguno de los reos resultó con heridas graves.

Hernández, de 24 años, se declaró inocente del asesinato de Odin Lloyd, de 27 años.