Central Nuclear
Imagen de archivo de una central nuclear. ARCHIVO

El Departamento de Energía (DOE) de Estados Unidos descartó alguna amenaza de contaminación radiactiva para el sureste de Nuevo México, luego de una fuga de radiación en el principal depósito subterráneo de desperdicios nucleares del país.

Las autoridades no han informado aún que fue lo que provocó la fuga El DOE informó en un comunicado que “la evaluación de muestras ambientales tomadas en los alrededores de la Planta Piloto de Aislamiento de Desechos (WIPP), muestran que la contaminación radiactiva en el aire varió de 1.3 hasta 4.4 desintegraciones por minuto (DPM).

La escala DPM mide la contaminación por referencia a la rapidez con que el material radiactivo se va desgastando y la liberación de partículas radiactivas de energía.

Las mediciones detectadas, precisó el DOE, son equivalentes a niveles de radiación mínimos, apenas perceptibles.

El DOE explicó que se tomaron numerosas muestras en los lugares de todo el depósito, ubicado cerca de la comunidad de Carlsbad, en el sureste de Nuevo México.

La radiación fue detectada en la tierra de los alrededores del WIPP por un laboratorio que controla los niveles de radiación en el sitio, luego de que se confirmara una leve fuga de radiación registrada el pasado 14 de febrero.

Las autoridades no han informado aún que fue lo que provocó la fuga, pero indicaron que la forma de radiación es coherente con el tipo de residuos que se entierran en el WIPP.

16 embarques de residuos por semana

El WIPP es el único depósito en Estados Unidos para residuos transuránicos, comúnmente conocida como residuos “TRU”, que es material radiactivo generado por el programa de armas nucleares durante la época de la Guerra Fría.

La mayoría de los residuos llegan del Laboratorio Nacional de Los Álamos y del de Idaho. El sitio, comenzó a aceptar envíos desde las instalaciones nucleares de todo el país en 1999. Los residuos se colocan a 655 metros bajo tierra, en una antigua formación de sal.

La mayor parte de los residuos recibidos en el WIPP han llegado procedentes del Laboratorio Nacional de Los Álamos y del Laboratorio Nacional de Idaho.

La instalación ha aceptado un promedio de 16 embarques de residuos por semana, según el DOE.

El WIPP también ha recibido de forma más limitada algunos residuos del Sitio Río Savannah, en Carolina del Sur y del Laboratorio Nacional Argonne en Illinois.