Venezuela: congreso pide a CIDH evaluar crisis carcelaria

La Asamblea Nacional de Venezuela acordó el martes solicitar a la Comisión Interamericana de Derechos Humanos (CIDH) que realice una visita al país para evaluar la situación del sistema carcelario...

La Asamblea Nacional de Venezuela acordó el martes solicitar a la Comisión Interamericana de Derechos Humanos (CIDH) que realice una visita al país para evaluar la situación del sistema carcelario tras el incendio que se registró en los calabozos de una dependencia policial en el que perecieron 68 personas.

El Congreso _ de mayoría opositora _ aprobó por unanimidad, y sin presencia de congresistas oficialistas, un acuerdo de condena de los hechos ocurridos el 28 de marzo en la comandancia general de la policía de estado central de Carabobo, que son considerados como una de las mayores tragedias carcelarias del país.

Como parte del acuerdo, los diputados crearon una comisión para investigar el incidente e iniciaron un procedimiento para determinar la supuesta responsabilidad política, penal, civil y administrativa en ese hecho del presidente Nicolás Maduro, de los ministros de Relaciones Interiores y Sistema Penitenciario, mayor general Néstor Reverol e Iris Varela, respectivamente; y el gobernador oficialista del estado Carabobo, Rafael Lacava.

"Lo ocurrido no es un hecho aislado, sino el estadio final de la corrupción en nuestro sistema de justicia", arremetió durante la sesión el diputado opositor Juan Miguel Matheus.

La CIDH urgió el martes al Estado venezolano a investigar con debida diligencia, identificar y sancionar a los responsables, así como a adoptar las medidas necesarias para evitar la reiteración de hechos similares. El organismo regional advirtió en un comunicado que los hechos ocurridos en la estación policial se enmarcan en un contexto de “crisis penitenciaria” que enfrentan los detenidos en Venezuela.

El inicio del proceso del Congreso se da un día después que el fiscal general, Tarek William Saab, anunció que las investigaciones apuntan a que los presos habrían originado el incendio al prenderle fuego a los colchones que estaban en el calabozo para evitar una requisa de la policía.

Saab dijo a una radio local que esa situación no exime de responsabilidad a los policías por actuar con negligencia. Por el incidente de la policía de Carabobo fueron detenidos cinco policías, entre ellos el subdirector de ese cuerpo, José Luis Rodríguez. El fiscal no descartó posibles nuevas detenciones por ese caso.

Desde hace varios años algunas organizaciones defensoras de los derechos humanos han alertado sobre la compleja situación que enfrentan las comisarías, donde se estima que están recluidas 32.600 personas y hay un hacinamiento superior al 450%, según registros del Observatorio Venezolano de Prisiones.

Los activistas han denunciado que las comisarías enfrentan grandes dificultades para mantener a los cientos de reclusos debido a que no disponen de recursos financieros para suministrarles alimentos y atención médica, en medio de la crisis económica que enfrenta Venezuela con una hiperinflación y una severa escasez de productos.

Los detenidos deben estar en las estaciones de policías por lapsos no superiores a 48 horas, pero debido al retraso del Ministerio de Servicio Penitenciario en dar los cupos en las cárceles los presos pasan meses e incluso años detenidos en las comisarías, según los activistas de derechos humanos.

Venezuela cuenta con una treintena de cárceles donde la población, que alcanza a 57.000 reclusos, enfrenta serios problemas de hacinamiento y violencia generada por bandas que controlan internamente los penales y trafican armas y drogas.