El hijo de un capitán de la policía de Boston acusado de tramar un ataque terrorista en un campus universitario en nombre del grupo Estado Islámico irá a juicio el año entrante.

El juicio de Alexander Ciccolo, de 25 años, comenzará el 18 de junio, determinó un juez federal.

Ciccolo, del poblado de Adams, fue arrestado en julio del 2015 tras recibir armas de un agente policial encubierto. Está acusado de planear la colocación de bombas de fabricación casera similares a las usadas en el ataque al Maratón de Boston en el 2013.

Se declaró inocente de cargos que incluyen intento de apoyar a una organización terrorista extranjera.

El abogado de Ciccolo, según documentos judiciales, ha denunciado que la insistencia del gobierno de ocultar la identidad de testigos le ha impedido su labor de defender al joven.

La madre de Ciccolo ha rechazado las acusaciones, afirmando que su hijo “no sería capaz ni de hacerle daño a una mosca”.