Un sismo sacudió el sur de México el día de Navidad. No hubo reportes inmediatos de daños o víctimas.

El terremoto del lunes tuvo epicentro cerca del puerto turístico de Acapulco, en la costa del Pacífico, en donde el sismo se percibió con mayor magnitud y provocó que las personas salieran de sus casas.

Algunos centros comerciales fueron evacuados, pero no se reportaron daños, indicó el coordinador de Protección Civil, Sabás de la Rosa Camacho.

El terremoto fue de magnitud 4,7 y con epicentro a 42 kilómetros al norte-noreste de Acapulco, de acuerdo con el Servicio Geológico de Estados Unidos.

El movimiento también activó la alarma sísmica en la Ciudad de México, en donde los nervios siguen a flor de piel después del terremoto del 19 de personas en el que murieron 369 personas, 228 de ellas en la capital. Otro temblor con resultados fatales impactó el sur de México a principios de ese mes.