Un expolicía del sur de California que anteriormente había sido absuelto de posibles actos ilícitos por la muerte de un hombre fue acusado de haberlo asesinado, tras descubrirse que la víctima era el padre de los hijos de su amante.

El expolicía del condado de Riverside, Oscar Rodríguez, de 36 años, obtuvo el viernes el derecho a una fianza de un millón de dólares.

Rodríguez fue arrestado el jueves por la muerte de Luis Carlos Morin Jr. en relación con un tiroteo de 2014, dijo la fiscalía de distrito del condado de Riverside en una declaración.

La fiscalía había determinado previamente que Rodríguez actuó justificadamente cuando le disparó a Morin mientras intentaba detenerlo bajo una orden de arresto. Sin embargo, las autoridades reabrieron el caso después de enterarse, a través de una demanda civil presentada por la familia de Morin, de que Rodríguez estaba involucrado íntimamente con la madre de los hijos de Morin, agregaron las autoridades.

"Basándonos en información adicional, nos dimos cuenta de que no se trataba de una revisión a los disparos realizados por un oficial, sino de una investigación por asesinato", dijo la declaración.

A principios de mes Rodríguez fue encausado por un cargo de asesinato y uso de arma de fuego y podría enfrentar cadena perpetua si es declarado culpable. El viernes, la acusación formal contra Rodríguez fue aplazada hasta el 3 de enero y se le fijó una su fianza de un millón de dólares.

También fue acusada la mujer con la que Rodríguez estaba involucrado íntimamente, Diana Pérez. Pérez, de 39 años, quien también fue arrestada el jueves por ser cómplice de homicidio. También se espera que sea acusada formalmente el 3 de enero.

Por el momento no fue posible conocer a los abogados que representaban a Rodríguez y Pérez para tratar de obtener sus comentarios. Se le dejó un mensaje al abogado Douglas Smith, quien manejó el caso civil de Rodríguez.

John Hall, un vocero de la fiscalía de distrito, no pudo explicar inmediatamente lo que llevó a la agencia a absolver a Rodríguez en primer lugar en agosto de 2015.

La muerte a disparos ocurrió el 27 de enero de 2014. Rodríguez intentaba detener a Morin, de 39 años, cuando le hizo al menos un disparo, dijo la familia de Morin según los documentos judiciales.

Rodríguez afirmó en esos documentos que le disparó a Morin en defensa propia después de intentar arrestarlo con base en dos órdenes de arresto.

El condado acordó pagarle a la familia de Morin casi 7 millones de dólares a fin de resolver una demanda en su contra en octubre de 2015.