Al menos cinco personas murieron en un pueblo dominicano fronterizo con Haití tras consumir presuntamente una bebida alcohólica de fabricación casera, informó el miércoles el ministerio de Salud.

Altagracia Guzmán, ministra de Salud, indicó en conferencia de prensa que de acuerdo con la investigación preliminar, las cinco personas fallecieron la víspera en la comunidad Pedro Santana, 270 kilómetros al noroeste de la capital, luego de consumir clerén, un licor artesanal de caña de azúcar adquirido en Haití.

Especialistas de la institución viajaron a Pedro Santana en busca de muestras del licor a fin de determinar con exactitud su composición química y determinar la causa de los decesos.

El clerén o clairin, como se conoce en Haití, es un destilado de caña de azúcar cuyo proceso de producción no está regulado y su producción artesanal es muy popular en Haití.

Debido a la falta de regulaciones y estándares de salubridad, las autoridades sanitarias de República Dominicana prohíben la fabricación y comercio de clerén, el cual es traficado de forma clandestina desde Haití.

Hipólito Valenzuela, alcalde de Pedro Santana, informó al noticiario SIN del canal de televisión Color Visión, que además de las cinco muertes registradas en esa comunidad fronteriza, otras tres estaban hospitalizadas y que tenía información de que otras cuatro personas fallecieron en Haití.