Un simpatizante de neonazis comparecerá el jueves en un tribunal de Virginia, acusado de matar a una mujer al embestir su vehículo contra una multitud que protestaba en contra de una marcha de nacionalistas blancos en Charlottesville.

James Alex Fields Jr., de 20 años y de Maumee, Ohio, está acusado por el ataque el 12 de agosto pasado en que murió una mujer. El hecho ocurrió en medio de violentas protestas y contra-protestas, luego que nacionalistas blancos y neonazis efectuaron una concentración por la decisión de la ciudad de retirar unas estatuas confederadas.

La concentración de los radicales derechistas, nacionalistas blancos y neonazis fue la mayor de su tipo en Estados Unidos en una década.

Ante la intensa cobertura mediática y el masivo interés del público en el caso, el juez del caso decidió mudar la audiencia del tribunal general de distrito de Charlottesville a otro tribunal, y advirtió en una orden escrita que no se tolerará “gesto, estallido, comentario u otra conducta alterada”.

La audiencia preliminar servirá para determinar si la fiscalía tiene suficiente evidencia como para iniciar un proceso penal. Ni la fiscalía ni los abogados de Fields respondieron a preguntas de The Associated Press en los momentos antes de la comparecencia.

Fields ha permanecido detenido desde el día de los hechos, y ha comparecido ante el tribunal sólo brevemente y por video. Su abogada, Denise Lunsford, no se ha pronunciado en público sobre el tema y no ha permitido que Fields sea entrevistado.

De ser hallado culpable, Fields podría ser sentenciado a hasta 40 años de cárcel.