Un juez en Puerto Rico dijo que existe suficiente evidencia para arrestar a un conocido ex alcalde acusado de hostigar sexualmente a una policía.

Héctor O'Neill enfrenta siete cargos, incluyendo abuso sexual y conducta lasciva. Estaba bajo arresto el martes con una fianza de 50.000 dólares y deberá comparecer en la corte el 4 de enero.

La policía investigó acusaciones de que O’Neill les pagó casi medio millón de dólares a la policía y el novio de ésta. O’Neill ha dicho que el caso fue resuelto de forma privada y que no usó fondos públicos.

O'Neill renunció en junio tras cumplir más de dos décadas como alcalde de la ciudad de Guaynabo, al suroeste de la capital.