Grecia, Bulgaria y Bulgaria se pronunciaron a favor de la incorporación de Serbia en la Unión Europea, afirmando que ello traerá estabilidad en los Balcanes.

La declaración la hicieron los primeros ministros de esos países. Se habían reunido en Belgrado el sábado con el presidente de Serbia a fin de mejorar el comercio, el transporte y la cooperación energética entre sus países.

"Serbia no debe seguir estando fuera de la familia europea. Debemos cooperar y promover la paz y la estabilidad en los Balcanes”, declaró el primer ministro de Grecia, Alexis Tsipras.

Dijo el primer ministro de Bulgaria Boiko Borisov: “No hay mejor sendero para los Balcanes que seguir el sendero de la UE”.

Serbia ha tratado de mantener buenas relaciones con su histórico aliado Rusia al mismo tiempo que trata de ingresar en la UE. El presidente Aleksandar Vucic dijo que Serbia está en camino de la UE, pero que Rusia “es un amigo”.