Un hombre de Idaho pereció en una avalancha mientras hacía motonieve en la zona Jackson de Wyoming, la segunda víctima de una avalancha en dos horas, informaron las autoridades.

Rex J. Anderson, de Arco, Idaho, pereció el jueves mientras montaba su motonieve en Waterfall Canyon cerca de la frontera con Idaho, reportó el diario Jackson Hole News & Guide.

El deslizamiento de nieve ocurrió menos de dos horas después que Michael Kazanjy, de 29 años y de Jackson, pereció en una avalancha mientras esquiaba en una pendiente conocida como Pucker Face.

Anderson, de 39 años, estaba con otras tres personas montando motonieve cuando fue atrapado por la avalancha, informó el Centro Nacional de Información sobre Avalanchas de los Parques Bridger-Teton.

Los que acompañaban a Anderson no resultados afectados, lo encontraron con ayuda de su localizador y lo sacaron a los 10 minutos, pero no pudieron reanimarlo, dijeron las autoridades.

Un helicóptero ambulancia de Idaho llegó a los 37 minutos. La tripulación confirmó que no se pudo reanimar a Anderson, agregaron las autoridades.

La avalancha tuvo unos 350 metros de largo pero no se conoció de inmediato la profundidad. Los hechos ocurrieron a unos 2.700 metros (9.000 pies) de altura.

Inicialmente se reportó que Kazanjy estaba haciendo snowboarding en el momento de perecer, pero una portavoz de Jackson Hole Mountain Resort dijo que estaba esquiando.

Las autoridades dijeron que sus compañeros intentaron infructuosamente reanimarlo.

La avalancha en que pereció Kazanjy ocurrió a unos 3.140 metros (10.300 pies) de altura.

Las dos avalanchas ocurrieron a primeras horas de la tarde, cuando el centro de información había advertido que había probabilidades de ese fenómeno. Los dos casos ocurrieron a elevaciones donde el peligro de avalanchas se consideraba "moderado".

Jackson está en la zona noroeste de Wyoming.