El mediocampista de Hull, Ryan Mason, dijo que se siente afortunado por estar vivo tras fracturarse el cráneo en un partido de la liga Premier.

Mason estuvo más de una semana hospitalizado antes de ser dado de alta el lunes. Todavía no se sabe si volverá a jugar.

"He pasado por todo tipo de emociones, y me siento afortunado por estar vivo", dijo el martes el futbolista de 25 años en un comunicado. "Me place decir que ahora estoy descansando y recuperándome en casa".

Mason fue operado tras chocar cabezas con el jugador de Chelsea, Gary Cahill, en un partido el 22 de enero en Stamford Bridge.

"Ha sido sobrecogedor ver oda la gente que me ha enviado mensajes, incluyendo otros jugadores, clubes (en especial el respaldo de tanto Hull City como Tottenham Hotspur), los hinchas, al igual que el respaldo que he recibido del público en general de todo el mundo", agregó.