Tottenham echará de menos a Son Heung-min varios días luego que el volante se destacó en la victoria que catapultó a Corea del Sur a los cuartos de final de la Copa Asia.

Corea del Sur, subcampeón de la edición de 2015, es uno de los favoritos para llevarse el título pero tuvo que emplearse a fondo al derrotar el martes 2-1 a Bahréin en un alargue en los octavos de final.

Los surcoreanos chocarán con Catar en el estadio Zayed Sports City de Abu Dabi el viernes, luego que los anfitriones de la Copa Mundial de 2022 derrotaron 1-0 a Irak.

En el estadio Rashid de Dubai, el suplente Kim Jin-Su anotó su primer gol internacional al final de la primera parte de la prórroga para darle el pase a Corea del Sur. El zaguero, que había apenas 10 minutos antes, facturó con un cabezazo picado al segundo palo tras el centro de Lee Yong.

Lee también asistió en el primer gol de Corea del Sur con otro centro tras ser habilitado por Son. El arquero de Bahréin Sayed Shubbar Alawi pudo manotear el centro pero lo dejó a los pies de Hwang Hee-chan, quien lo empujó al fondo.

Bahréin se convirtió en el primer equipo en anotarle un gol a Corea del Sur en el torneo cuando empató el marcador a 13 minutos del final.

Hong Chul desvió en la raya un remate de Mahdi Alhumaidan pero Mohamed Saad Alromaihi apareció para empujar el rebote al fondo de la red.

Todo se le complicó más a Bahréin cuando Alawi se lesionó cerca del final del tiempo reglamentario. El arquero intentó seguir pero debió ser reemplazado por Abdulkarim Fardan, quien nunca había disputado un partido en un torneo internacional.

Como Corea del Sur, Catar no encajó goles en la fase de grupos y mantuvo el arco invicto ante Irak en el estadio Al Nahyan de Abu Dabi. Bassam Al Rawi anotó el único gol del partido al definir de tiro libre a los 62 minutos.