El Super Bowl es un juego de contrastes: apalean o es emocionante

  • Llegan los que se supone han sido los dos mejores equipos de la Liga Nacional de Futbol Americano.
  • En ocasiones este partido no ha sido muy parejo, aunque en otras se definió en la última jugada.
En ocasiones los partidos no han sido muy parejos, aunque en otras se definió en la última jugada.
En ocasiones los partidos no han sido muy parejos, aunque en otras se definió en la última jugada.

Al Súper Tazón llegan los que se supone han sido los dos mejores equipos de la Liga Nacional de Futbol Americano, uno representando a la Conferencia Americana y otro a la Nacional, pero en ocasiones este partido no ha sido muy parejo, aunque en otras se definió en la última jugada.

En la historia del Súper Tazón ha habido partidos memorables  En la historia del Súper Tazón ha habido partidos memorables como el que disputaron los Gigantes de Nueva York y los Bills de Búfalo, que gracias a que en la última jugada del partido el pateador Scott Norwood erró su intento de gol de campo de 47 yardas, con lo que los Gigantes vencieron a los Bills 20 a 19, en el único Súper Tazón en el que no hubo intercepciones, ni se produjeron balones sueltos.

Otro encuentro destacado fue el que sostuvieron el 14 de enero de 1973, los Delfines de Miami frente a los Pieles Rojas de Washington, encuentro que se celebró en el Coliseo de la Ciudad de Los Angeles, que fue testigo de cómo la escuadra de Miami guíada por el mariscal de campo Bob Griese venció a Pieles Rojas 14-7 y de esta forma ser el único conjunto en la historia de la NFL, es ser campeón invicto.

El último equipo que estuvo a punto de repetir esta hazaña fue el de los Patriotas de Nueva Inglaterra, quienes llegaron al Súper Tazón XLII, con 18 triunfos de 18 juegos jugados, pero no logró igualar la proeza de Miami al perder en el encuentro por el título de la NFL ante Gigantes de Nueva York, por 17-14.

En el otro lado de la moneda hay que resaltar cuatro palizas que propinaron los ganadores a sus oponentes, la primera de ellas en el Súper Tazón XVIII cuando Raiders de Los Angeles apabullaron a Pieles Rojas de Washington 38-9, posteriormente en la edición XX, los Osos de Chicago barrieron a lo Patriotas de Nueva Inglaterra 46-10.

El tercero de estos partidos que al final de cuenta resultaron ser muy disparejos, fue en el Súper Tazón XXIV cuando los 49's de San Francisco masacraron a los Broncos de Denver 55-10 y en la edición XXVII, cuando los Vaqueros de Dallas arrollaron a los Bills de Búfalo 52-17.