Los dos juegos que los Nacionales de Washington y los Yanquis de Nueva York debían completar el miércoles fueron pospuestos por la lluvia.

La pizarra electrónica del Nationals Park mostró el aviso de que los dos encuentros quedaron reprogramados para el 18 de junio. La serie interligas estaba conformada originalmente por un juego el martes y otro el miércoles

Pero la víspera, se interrumpió el partido debido a la lluvia, con la pizarra empatada 3-3 tras la parte alta de la sexta entrada.

Ese duelo debía reanudarse el miércoles, seguido por el segundo enfrentamiento. Pero la lluvia no dejó de caer en la capital estadounidense el miércoles, lo que derivó en la posposición.