Las autoridades ordenaron el martes la detención del presidente de la Federación Venezolana de Triatlón por la supuesta falsificación de documentos, y abrieron investigaciones a otras tres federaciones deportivas por hechos irregulares.

El Ministerio Público solicitó el arresto del presidente de la Federación Venezolana de Triatlón, Pablo Machillanda, y otras tres personas por falsificar el acta de la asamblea general extraordinaria en que se realizó una reforma a los estatutos sociales para obtener ventajas en los procesos eleccionarios y sacar beneficios económicos, anunció a la prensa el fiscal general, Tarek William Saab.

Machillanda es señalado de incurrir en los delitos de forjamiento de documento, falsa atestación ante un funcionario público, asociación con otras personas para cometer un delito y obtención de lucro, precisó Saab.

La Federación Venezolana de Triatlón habría recibido del Estado entre 2013 y 2016 un monto aproximado de 771.000 dólares, entre moneda nacional y divisas.

Por este caso, la Fiscalía General también pidió la detención de la tesorera y el secretario general de la referida federación, Lilia Becerra Benedetti y Óscar Arapé García, y del registrador público Daniel Longa.

Saab indicó que otras tres federaciones deportivas son investigadas por el Ministerio Público, pero no ofreció detalles.