¿Quiere más evidencia de que la NFL es un circo aéreo? Mire la segunda ronda de la lotería.

Y parte de la tercera.

De los primeros 32 seleccionados el viernes por la noche, 11 fueron backs defensivos a cargo de contener a los receptores de pases, de los cuales fueron seleccionados siete. Además de otros siete linemen ofensivos, encargados de proteger al quarterback.

Solamente uno de esos últimos, Drew Lock, de la Universidad de Missouri, fue seleccionado en la segunda ronda, yendo a los Broncos de Denver como el 42do seleccionado. Algunas proyecciones le tenían en la primea ronda.

"Ciertamente”, dijo Lock cuando se le preguntó si se sentía más motivado para probase ahora que había caído tan lejos _ el previo quarterback seleccionado fue Dwayne Haskins, en el 15to.

"Sé el tipo de jugador que soy. Sé el tipo de jugador que voy a ser. Esto añade un poco de motivación a la que ya tengo”.

Muchos jugadores pudieran tener esa actitud, pensando que debían haber estado en la primera ronda. Tales como el tackle Jawaan Taylor de Florida y el guard Cody Ford de Oklahoma, que estaban presentes y tuvieron que esperar mucho más que otros prospectos.

"Fue un poco devastador”, dijo Taylor sobre haber sido ignorado el jueves antes de que los Jaguars lo seleccionaron. “Yo tengo mucha confianza en mí mismo y grandes expectativas. Siento que tengo algo que probar ... Estoy deseoso de ver lo que viene”.