La escudería Mercedes dio a Valtteri Bottas un respaldo moderado en la Fórmula Uno al ofrecerle un nuevo contrato por un año.

Pese a que Bottas tiene la opción de un año más en 2020, el piloto finlandés tendrá que probar que lo merece con actuaciones sólidas en 2019.

Mercedes anunció el viernes el acuerdo, un día después que el reinante campeón Lewis Hamilton acordó un contrato de dos años hasta 2020. Esto termina la creciente especulación sobre el futuro a corto plazo de sus dos pilotos.

Los acuerdos fueron anunciados en el Gran Premio de Alemania, con la temporada de F1 alcanzando su punto intermedio, y con el normalmente dominante equipo Mercedes bajo cierta presión. Hamilton escolta al líder del campeonato, Sebastian Vettel, por ocho puntos. La escudería de Vettel, Ferrari, encabeza el campeonato de constructores por 20 puntos. Ferrari no ha ganado el título por equipos desde 2008, un año después de su último campeonato de pilotos.

“Tenemos una gran batalla en nuestras manos ahora mismo, así que es bueno tener el futuro claro para todos. Esto significa que podemos tener una concentración total en la lucha por el campeonato”, dijo Bottas, quien reconoció que debe seguir probándose a sí mismo. “Mi objetivo es seguir desempañándome a un nivel alto y hacerlo obvio para el equipo cuando tenga que decidir sus planes para 2020”.

Bottas, de 28 años, está en su segunda temporada con Mercedes. Llegó de Williams en un acuerdo por un año como un reemplazo de emergencia para el piloto alemán Nico Rosberg, quien dejó atónito a Mercedes — y toda la F1 — al retirarse días después de ganar el título en 2016.

Bottas ganó tres carreras en 2017 y con ello pudo cimentar otro acuerdo por un año para 2018. Pero aún no han conseguido ganar en 10 carreras esta temporada. Finalizó segundo cuatro veces y es quinto en la clasificación general, 59 puntos debajo de Hamilton y 67 detrás de Vettel.