Matthew Stafford lanzó tres pases de anotación y los Lions de Detroit vencieron el domingo 35-11 a los diezmados y erráticos Packers de Green Bay en un duelo entre equipos que no tenían aspiración alguna de avanzar a la postemporada.

Los Lions (9-7) finalizaron con foja ganadora por segunda temporada consecutiva, algo que no conseguían desde que hilaron tres campañas positivas de 1993 al 95. Ese relativo logro, junto con un récord de 36-28 y dos apariciones en playoffs durante cuatro años no bastarían para que el entrenador Jim Caldwell conserve su empleo.

Green Bay (7-9) quedó con foja perdedora por primera vez desde 2008. Aquél fue también el último año en que los Packers no avanzaron a la postemporada.

Cualquier posibilidad de Green Bay en este año quedó hecha trizas cuando Aaron Rodgers se perdió nueve partidos por una fractura de clavícula.