El pívot del Thunder, Enes Kanter, emprendió el sábado el regreso a Estados Unidos tras ser detenido en un aeropuerto en Rumania.

El vocero de la policía de migración de Rumania, Fabian Badila, confirmó a The Associated Press que el basquetbolista turco salió de Rumania rumbo a Estados Unidos, vía Londres.

Kanter dijo en un video publicado el sábado en su cuenta de Twitter que la embajada turca había cancelado su pasaporte, y que llevaba varias horas detenido en un aeropuerto en Rumania.

Posteriormente tuiteó “¡Todo bien!” y anunció que dará una conferencia de prensa el domingo en Nueva York.

Kanter dijo que cree que fue detenido debido a sus posturas políticas. Anteriormente ha criticado al mandatario turco Recep Tayyip Erdogan. Kanter respalda al sacerdote turco Fethullah Gulen, detractor de Erdogan.

Realizaba un viaje por Europa e Indonesia junto a su fundación, Enes Kanter Light, cuando llegó a la capital rumana, Bucarest.

Kanter, quien celebra el sábado su cumpleaños 25, publicó imágenes suyas junto a agentes en el aeropuerto. En el video llamó a Erdogan un “hombre muy, muy malo” y un “dictador”.

Un portavoz del Thunder informó que el equipo ha trabajado en conjunto con la NBA para recabar información por los canales apropiados.

El pívot de 2,11 metros de estatura se mudó a Estados Unidos en 2009 y fue tomado por el Jazz de Utah con la tercera selección global en el draft de 2011. Fue canjeado a Oklahoma City en 2015.

Kanter ha sido uno de los mejores jugadores suplentes de la NBA en las últimas dos campañas. Esta temporada promedió 14,3 puntos y 6,7 rebotes por partido.

___

El reportero de AP TV Olimpiu Gheorghiu en Bucarest, Rumania, contribuyó con este despacho.