Luka Jovic se destapó con cinco goles en la paliza 7-1 que el Eintracht Frankfurt le propinó el viernes al ascendido Fortuna Duesseldorf en la Bundesliga.

El delantero serbio de 20 años se convirtió en el primer jugador de Frankfurt que firma cinco goles en un partido de liga.

Luego de anotar dos goles y dar asistencias en las dos jornadas previas, Jovic estuvo intratable en el Waldstadion, el feudo de Frankfurt. Jovic anotó dos veces en un lapso de ocho minutos en la primera mitad, luego que Sebastian Haller abrió la cuenta de penal.

Haller marcó su segundo del partido poco después del descanso y luego facilitó el quinto de Jovic en la noche, picando el balón por encima de la defensa y el ariete cabeceó a las redes a los 72 minutos.

El técnico de Frankfurt Adi Huetter sacó a Jovic cerca del final, pero solo para que recibiera una ovación de pie por la afición local.

Frankfurt escaló provisionalmente al sexto puesto de la tabla por tener mejor diferencia de goles que el Bayern Múnich — que no ha ganado en sus últimos tres partidos de liga y visita al Wolfsburgo el sábado.

Duesseldorf se hundió en el fondo de la clasificación de cara al resto de la octava fecha.