DeAndre Jordan presumió su puntería, al atinar 12 de 13 disparos, con lo que aportó 24 puntos a la victoria conseguida el sábado por los Clippers de Los Ángeles, 113-97 sobre los Lakers de la misma ciudad.

Jordan capturó además 21 rebotes y Chris Paul añadió 20 puntos y 13 asistencias por los Clippers, que ostentan una foja de 6-0 en 2017. No habían comenzado de mejor manera un año desde que tuvieron un récord de 7-0 en los albores de 1974, cuando la franquicia jugaba en Búfalo.

Su seguidilla de victorias es la más larga que se encuentre en activo en la NBA.

Los Clippers atinaron el 52% de sus disparos, y tienen un récord de 15-0 cuando se muestran así de certeros. Guiados por Jordan, anotaron 56 puntos sobre la pintura, su mejor estadística de la campaña.

Jordan Clarkson sumó 21 unidades por los Lakers, que nunca tuvieron la ventaja, perdieron su tercer duelo en fila y sufrieron su séptima derrota en sus últimos 10 compromisos.