En un suceso inusual incluso para este torneo lleno de sorpresas, la Copa Africana de Naciones fue blanco de un autodenominado grupo de hackers rusos que estropearon la página oficial del torneo en protesta por lo que catalogaron como el presidente dictatorial del país anfitrión Gabón.

El portal de la Confederación Africana de Fútbol no estaba funcionado cuando Ghana se convirtió el sábado en el segundo equipo en clasificarse a los cuartos de final con un triunfo 1-0 sobre Malí. Poco después, Egipto superó 1-0 a Uganda con un gol de Abdallah Said a los 89 minutos.

El grupo llamado New World Hackers envió un correo electrónico a The Associated Press responsabilizándose por el ciberataque a la página de la CAF.

La persona que envió el email a a AP, que se identificó como Kapustky, escribió que "hicimos esto para protestar contra Gabón".

"Están realizando la Copa Africana en un país donde el dictador Ali Bongo está matando gente inocente", agregó.

El presidente Ali Bongo Ondimba conservó el poder en unas polémicas y violentas elecciones el año pasado.