Larry Fitzgerald brindó una actuación brillante en lo que pudo ser el último partido como local en su ilustre carrera, y los Cardinals de Arizona blanquearon a un rival por primera vez en la temporada, al humillar el domingo 23-0 a Eli Manning y los Giants de Nueva York.

Fitzgerald, 11 veces seleccionado al Pro Bowl durante sus 14 campañas en la NFL, atrapó nueve pases para aportar 119 yardas y una anotación. Incluso lanzó un envío completo por primera vez en tres intentos de por vida, al conectar con Jaron Brown para un avance de 21 yardas.

Manning, en contraste, no pudo movilizar el ataque de los Giants (2-13), y no recibió auxilio alguno del ataque terrestre.

El quarterback de 36 años completó 27 de 45 pases para 263 yardas y vio interceptados dos de sus envíos, ambos por Antoine Bethea. Asimismo, Manning perdió un balón, que le arrebató Deone Bucannon.

Robert Nkemdiche se apoderó de ese ovoide y se escapó 21 yardas, hasta la zona de anotación.