Fiscalía colombiana acusa futbolista por corrupción

La fiscalía colombiana acusó al futbolista Francisco Navas Cobo por conspirar con un apostador para arreglar un partido de la primera división de ese país.Las autoridades dijeron que el apostador...

La fiscalía colombiana acusó al futbolista Francisco Navas Cobo por conspirar con un apostador para arreglar un partido de la primera división de ese país.

Las autoridades dijeron que el apostador Diego Jaramillo se comunicó con Navas Cobo, mediocampista de Deportes Quindío de la segunda división y ex jugador del Dynamo de Houston en la MLS estadounidense, para que hablara con el zaguero Félix García del club Deportivo Pasto y le ofreciera el equivalente a 3.300 dólares para hacerse expulsar de un partido contra Tuluá por la primera fecha del torneo Apertura de primera.

Alberto Salas, director de la división anticorrupción de la fiscalía nacional, dijo que García rechazó la propuesta. El defensor jugó todo el partido del 3 de febrero, que Pasto ganó por 4-0.

Navas Cobo y García fueron compañeros en el Atlético Bucaramanga en 2012.

“El objetivo del contacto era convencer al jugador del equipo Pasto para que en el marco de un partido contra Tuluá se hiciera expulsar y de esta forma asegurara un resultado a favor del hombre que ofrecía el dinero, quien había realizado una apuesta a través de internet sobre la pretendida expulsión", dijo Salas el martes en conferencia de prensa.

El funcionario indicó que la fiscalía presentará los cargos el 11 de octubre. Señaló que originalmente tenían programado hacerlo esta semana, pero decidieron aplazar la audiencia porque Navas Cobo tiene un partido pendiente.

Salas dijo que poseen grabaciones de conversaciones telefónicas y escritas entre Jaramillo y Navas Cobo.

La acusación se produce en el marco de una investigación más amplia sobre arreglo de partidos en el fútbol colombiano.

Navas Cobo, de 25 años, nació en Houston, Texas, y su madre lo trajo a Colombia pocos meses después que cumplió un año. Comenzó a practicar fútbol en la escuela del Deportivo Cali, y jugó con el Dynamo entre 2010-11. Regresó a Colombia en 2012 y desde entonces jugó con Atlético Bucaramanga, Uniautónoma de Barranquilla, Universitario de Popayán y Deportes Quindío.