El maltratado césped del estadio Azteca deberá estar en su mejor forma después de la pausa por la fecha FIFA de septiembre próximo, informó el jueves Daniel Duffy, encargado de la empresa que instaló una nueva superficie en la icónica cancha.

En mayo de este año las autoridades del denominado 'Coloso de Santa Úrsula' decidieron suspender el uso del pasto natural para instalar una superficie híbrida, que es usada en otros estadios del mundo como el Camp Nou de Barcelona, el Stade de France, el San Siro de Milán y la mayor parte de los inmuebles de la Liga Premier, incluyendo el mítico Wembley.

La intensa actividad en el estadio Azteca, donde Cruz Azul y América juegan al menos un partido cada semana, combinado con las lluvias que han azotado a la capital del país han provocado que el césped presente encharcamientos y lodo en varios sectores del campo.

"El campo estará al cien por ciento en septiembre, se necesita un poco de tiempo para que el pasto pueda crecer, arraigarse y engrosarse bien", dijo Duffy en una rueda de prensa. "Las lluvias y los partidos consecutivos han afectado y no han permitido que el campo se asiente".

En las últimas cuatro semanas, el estadio Azteca ha albergado cuatro partidos del torneo Apertura local, otros tres por la Copa Mx, además de un par de la liga profesional de mujeres.

"Lo que hemos visto es que se han realizado muchos partidos en poco tiempo y además ha caído más lluvia de lo habitual, eso contribuye a generarle un poco de stress al césped que no le permite asentarse", agregó Duffy.

Las superficies hibridas están compuesta en un 90 por ciento con material natural y el resto con las mismas fibras de plástico o polietileno que se usan para los campos sintéticos tradicionales. Hay otras compañías que usan corcho y otras lycra.

"La nueva tecnología requiere un periodo de acoplamiento, mismo que se ha prolongado por las intensas lluvias", dijeron las autoridades del estadio Azteca en un comunicado. "Se está trabajando con los expertos internacionales para dejar la cancha en estado óptimo a la brevedad".

Esa pausa que las autoridades del Azteca necesitan para que el pasto tome forma ocurrirá cuando el torneo Apertura detenga sus actividades durante la fecha FIFA que se realizará el segundo fin de semana se septiembre.

Después de que Cruz Azul reciba a Veracruz el sábado 1 de septiembre, por la octava fecha del Apertura, la cancha del estadio Azteca no tiene partidos ni eventos programados hasta el sábado 15 de septiembre, cuando América reciba al Morelia.

Después de esa fecha, el campo ya no tendría respiro hasta diciembre. Además de los partidos de Cruz Azul y América y los de la liga profesional de mujeres, hay programados dos conciertos de la cantante colombiana Shakira el 11 y 12 de octubre, además de un partido de la NFL, que se realizará el 19 de noviembre entre los Chiefs de Kansas City y los Rams de San Luis.

"Estamos seguros que tanto Cruz Azul como América, así como los demás eventos programados para este año serán más que exitosos con este tipo de césped", agregaron las autoridades del Azteca.