Jakeem Grant anotó en una devolución de patada de 102 yardas, para romper el empate a 14 minutos del final, y los Dolphins de Miami se impusieron el domingo 27-20 a los Titans de Tennessee en el encuentro más largo desde la fusión de la Liga Nacional y la Americana en 1970.

Una serie de interrupciones por la lluvia totalizó tres horas y 59 minutos. El partido tardó siete horas y 10 minutos en completarse. El récord del encuentro más largo desde 1970 correspondía a un triunfo de los Bears en tiempo extra sobre los Ravens en 2013, que llevó cinco horas y 16 minutos.

El touchdown de Grant desató una serie de grandes jugadas en un partido inaugural que fue más bien gris durante las primeras seis horas.

Después de su anotación, Ryan Tannehill completó un envío de 75 yardas con Kenny Stills. Darius Jennings devolvió la patada siguiente 94 yardas, para un touchdown de los Titans.

Tennessee avanzaba cuando Rashad Jones ayudó a resolver el duelo, al interceptar un pase de Blaine Gabbert y conducir 54 yardas el ovoide.