Mason Crosby pateó un gol de campo de 27 yardas mientras el tiempo expiraba, y los Packers de Green Bay superaron el lunes 33-30 a los 49ers de San Francisco.

Crosby coronó una serie ofensiva de 81 yardas tras una intercepción de Kevin King con 1:07 por jugar. La serie fue alargada luego que el cornerback de los 49ers, Richard Sherman, fue sancionado por un contacto ilegal en tercera oportunidad y 15, lo que arruinó una captura contra Aaron Rodgers con 43 segundos en el reloj.

Más tarde Rodgers corrió por el medio del campo para una ganancia de 21 yardas. Después, el dos veces Jugador Más Valioso de la NFL completó dos pases más de 19 yardas, lo que dejó la escena lista para el gol de campo ganador de Crosby para Green Bay (3-2-1).

El pateador veterano tuvo un desempeño perfecto luego de fallar cuatro goles de campo en una derrota en Detroit la semana anterior.

“Se merecía esto, después de todo por lo que atravesó en esta semana”, consideró Rodgers. “El equipo lo apoyó, y él ha respondido”.

Rodgers pasó para 425 yardas y dos touchdowns.

C.J. Beathard lanzó para 245 yardas y dos anotaciones para los 49ers (1-5). El quarterback conectó con el veloz receptor Marquise Goodwin para dos largos avances hasta la zona prometida.

Por momentos, pareció que los 49ers lograrían su primer triunfo desde que perdieron al quarterback titular Jimmy Garoppolo por el resto del año debido a una ruptura de ligamento de rodilla en la semana 3.

Pero las pérdidas de balón volvieron a hacerle daño a San Francisco. Sumó tres más el lunes por la noche, pero ninguna tan grave como la intercepción de King en la arda 3 10 de los Packers.

“Muy decepcionante. Tuvimos la oportunidad de ganar ese partido”, expresó el entrenador Kyle Shanahan. “Esto duele”.