Wimbledon 2022: Sin rusos y sin ranking pero con Serena

Williams no compite en individuales desde junio de 2021, cuando se resbaló en el césped de la Cancha Central y se lastimó la pierna derecha.

Williams no compite en individuales desde junio de 2021, cuando se resbaló en el césped de la Cancha Central y se lastimó la pierna derecha.

Abandonó su duelo de primera ronda en el set inicial.

Williams apareció sorpresivamente en los dobles del torneo de Eastbourne esta semana, junto a Ons Jabeur. Sin embargo, la estadounidense de 40 años no jugará en individuales antes de Wimbledon.

¿Es posible que Williams pueda mostrar su servicio, el mejor en la historia del tenis femenino, y moverse suficientemente bien para mantenerse en la pelea? De ser así, podría estar en condiciones de resolver los partidos con sus tiros a ras de césped.

Y nadie sabe cuán lejos podría llegar en ese caso.

Además, se ha habituado a ganar duelos poco después de largas ausencias.

También prevé jugar Rafael Nadal, quien ha conseguido la mitad de lo que podría ser un monopolio de torneos de Grand Slam en el mismo año por primera vez.

En enero, el español conquistó el Abierto de Australia, y este mes se coronó en Roland Garros. Su 14to título en París y su 22do en majors llegó pese a un dolor crónico en el pie izquierdo.

El propio veterano de 36 años se preguntó si podría estar en el All England Club. De hecho, dijo que siempre está latente la posibilidad de dejar el tenis.

Y tampoco es que vayan a faltar historias interesantes.

Iga Swiatek, flamante campeona en Francia y primera del ranking, llega al certamen montada en una racha de 35 victorias.

Novak Djokovic busca su cuarto título consecutivo en Wimbledon y su 21er trofeo de un major. Sabe que, como están las cosas, no podrá acudir al US Open en agosto dado que no está vacunado contra el COVID-19.

Y este torneo marcará el centenario de la Cancha Central que se inauguró en 1922.

Voy a estar en Wimbledon. Si mi cuerpo está listo para estar ahí, así será. Wimbledon no es un torneo que yo quiera perderme, dijo Nadal, el campeón de 2008 y 2010, pero quien no se presentó el año pasado, por la dolencia en su pie. Nadie quiere perderse Wimbledon.