Liverpool gana y la Premier se decidirá en el último día

dirigido por Steven Gerrard, icónico ex jugador de los Reds.

dirigido por Steven Gerrard, icónico ex jugador de los Reds.

El City sigue siendo el favorito, pero Liverpool cumplió con su parte al llevar la definición hasta el último aliento.

La posibilidad de conquistar cuatro títulos en una misma temporada sigue latentos, aunque con lo justo.

Klopp esencialmente puso un equipo alternativo en el estadio St. Mary™s, apenas tres días después del desgastante esfuerzo de Liverpool para derrotar a Chelsea tras 120 minutos en la final de la Copa FA. Los Reds se impusieron en una definición por penales.

Pese a todos los cambios en el once titular, Liverpool ejerció la iniciativa ante un Southampton indolente y que no se jugaba nada en la temporada. Pero tuvieron que remar contra la corriente luego que Nathan Redmond anotó a los 13 minutos. El atacante de los Saints recortó por la izquierda y sacó un remate al segundo palo que se desvió en James Milner.

Liverpool no se amilanó y logró nivelar 14 minutos después. Diogo Jota acomodó un balón para la definición de Takumi Minamino. El atacante japonés jugó a préstamo con Southampton la pasada temporada y no había sido titular desde entonces.

El resto del partido ofreció un monólogo.

Liverpool se instaló en la mitad de cancha de Southampton, pero sin generar situaciones de auténtico peligro. Encontraron un gol regalado cuando el tiro de esquina ejecutado por Kostas Tsimikas fue peinado en el primer palo por el delantero de Southampton Mohamed Elyounoussi.

El balón flotó en el área, rozando la cabeza de Kyle Walker-Peters de Southampton para luego impactar en la frente de Matip y finalmente rebotar hacia el segundo palo, sin que McCarthy pudiera atajar.

Liverpool también remontó en sus últimos dos partidos de la Premier, llevándose la victoria 2-1 ante el Villa y el empate 1-1 contra Tottenham.