Lampard dirigirá a un Everton en peligro de descenso

Como jugador, las visitas al Goodison Park siempre estuvieron entre los compromisos más arduos de Frank Lampard en la Liga Premier.

Como jugador, las visitas al Goodison Park siempre estuvieron entre los compromisos más arduos de Frank Lampard en la Liga Premier.

Regresa al escenario, ahora como el más reciente técnico de Everton y afronta otra misión complicadísma: reanimar a un equipo que anda a los tumbos.

Lampard recibió una segunda oportunidad para dirigir en la Liga Premier al ser designado el lunes como el sucesor de Rafa Benítez, quien fue despedido hace dos semanas por culpa de una mala racha que les hundió en la zona de descenso. Firmó un contrato de dos años y medio, convirtiéndose en el sexto timonel a tiempo completo del conjunto en los últimos seis años.

¿El deber a corto plazo? Asegurar la permanencia de Everton en la máxima división del fútbol inglés, donde ha estado sin falta desde 1954.

¿Y a largo plazo? Que Everton luche por títulos otra vez, algo que ningún técnico ha podido lograr por más de un cuarto de siglo.

Cuando venía al Goodison como jugador, podías sentir como los hinchas estaban encima tuyo, podías percibir su presencia y cada palabra que proferían", dijo Lampard. La pasión y aliento de una afición puede voltear el rumbo de un partido. Con el nivel competitivo de la Liga Premier y nuestra posición en la tabla, lo vamos a necesitar.

Everton se ubica 16to entre 20 equipos, apenas cuatro puntos por encima de los tres últimos, con apenas una victoria en sus últimos 14 partidos ligueros, el club de la ciudad de Liverpool lucha por la salvación.

En su previa experencia como timonel en primera división, Lampard aspiraba por el cetro de la Premier, no la permanencia.

Chelsea apeló a su ex volante como técnico en 2019, pese a que su única experiencia como entrenador había sido en la segunda división al mando del Derby County.

Logró clasificar a Chelsea a la Liga de Campeones en su primera temporada en Stamford Bridge en virtud de un cuarto puesto en la Premier, pero fue despedido al promediar la pasada temporada y ” tras 18 meses en el cargo ” cuando el conjunto de Londres en una decepcionante novena plaza.

Lo más duro para Lampard fue que su sucesor ” Thomas Tuchel ” logró de inmediato enderezar el rumbo de unos de los planteles más caros de Inglaterra y se consagraron en la Champions en mayo.