México aplasta a Corea del Sur y avanza a semis del fútbol

A punta de contundencia, México avanzó el sábado a las semifinales del fútbol masculino de los Juegos Olímpicos, al triturar 6-3 a Corea del Sur para citarse contra Brasil en esa instancia.

A punta de contundencia, México avanzó el sábado a las semifinales del fútbol masculino de los Juegos Olímpicos, al triturar 6-3 a Corea del Sur para citarse contra Brasil en esa instancia.

Dobletes de Henry Martin y Sebastián Córdova catapultaron al Tri en la siguiente fase, en que volverá a cruzarse con Brasil, al que derrotó en la final de Londres 2012 para alzarse con el oro. Luis Romo y Eduardo Aguirre firmaron los otros goles.

Mucha atención, Brasil: Este México es una maquinaria de hacer goles en Japón. Durante la etapa de grupos, los mexicanos propinaron sendas goleadas a Francia y Sudáfrica.

Los surcoreanos venían de aplastar 6-0 a Honduras en el cierre de la fase de grupos, pero esta vez el equipo asiático no tuvo manera de frenar, ni reaccionar ante la tromba que fue el representante de la CONCACAF.

Martin facturó sus dos goles a los 12 y 54 minutos; Córdova a los 39 y 63. Romo hizo el suyo a los 30 y Aguirre ingresó en el complemento para maquillar el marcador a los 84. Donnggyeong Lee marcó dos goles (20 y 51) y Uijo Hwang hizo el otro por Corea en el primer minuto de reposición.

México abrió la cuenta con un gol de cabeza de Martin y sumó el segundo con un zapatazo desde fuera del área de Romo. El tercero fue de penal, lanzado bien por Córdova, quien luego escenificó probablemente la celebración más llamativa de la jornada, al recostarse en la cancha como lo hacía el legendario goleador mexicano Cuauhtémoc Blanco cuando festejaba sus anotaciones.

Contento, sabía que iba a llegar un partido bueno, dijo Córdova, mediocampista del América mexicano. Me preparo siempre para hacerlo así todos los partidos, a veces no sale, pero esa es mi mentalidad.

Luego de los descuentos de Lee, Martin firmó su segundo de la noche para poner el 4-2 y Córdova rubricó su doblete para el 5-2. Aguirre aportó el suyo a los 84 para redondear la paliza.

Estamos a un pasito de hacer de nuevo historia, afirmó Martin, en referencia al oro logrado en Londres. Lo más importante de este equipo es que cualquiera mete un gol. Eso es muy bueno.