Judoca argelino se retira para no enfrentar a israelí

Un deportista argelino será enviado a casa desde los Juegos Olímpicos de Tokio luego de que se retiró de la competencia de judo para evitar un posible enfrentamiento con un rival israelí.

Un deportista argelino será enviado a casa desde los Juegos Olímpicos de Tokio luego de que se retiró de la competencia de judo para evitar un posible enfrentamiento con un rival israelí.

Fethi Nourine y su entrenador Amar Benikhlef le dijeron a medios argelinos que se retiraban porque no querían un posible combate en segunda ronda ante Tohar Butbul, de Israel, en la división de 73 kilogramos para hombres el próximo lunes.

Tras el sorteo, Nourine iba a medirse con el sudanés Mohamed Abdalrasool en la ronda inicial a realizarse el domingo y el ganador se mediría con Butbul, el quinto preclasificado.

El comité ejecutivo de la Federación Internacional de Judo (FIJ) ha suspendido temporalmente a Nourine y a Benikhlef, quienes adicionalmente enfrentan sanciones más allá de los Juegos Olímpicos.

El Comité Olímpico de Argelia les retiró a ambos la acreditación e hizo planes para mandarlos de regreso a su país.

La FIJ sentenció que la postura de Nourine estaba en total oposición a la filosofía de la Federación Internacional de Judo. La FIJ tiene estrictas políticas no discriminatorias que promueven la solidaridad como principio clave, reforzando los valores del judo.

Nourine y Benikhlef atribuyeron su posición a su apoyo político por los palestinos.

De hecho, Nourine ya se había retirado en los Mundiales de Judo del 2019 previo a medirse con Butbul, quien es considerado un mejor judoca que el argelino. Esos campeonatos se realizaron en Tokyo en el Budokan, la sede del torneo olímpico.

El organismo rector del judo a nivel mundial ha sido firme en sus políticas antidiscriminatorias y en los últimos años ha mostrado un fuerte apoyo al derecho de Israel para competir.

En abril, la FIJ suspendió a Irán por cuatro años debido a que esa nación se rehusó a permitir a sus atletas pelear con israelíes. La FIJ señaló que esas políticas se dieron a conocer cuando el ex competidor iraní Saeid Mollaei declaró que le ordenaron perder en las semifinales de los mundiales del 2019 para evitar un posible enfrentamiento con el campeón mundial israelí, Sagi Muki.

La FIJ consideró que la política de Irán era una seria y brutal violación de los estatutos de la FIJ, de sus principios y objetivos.

La sanción a Irán se termina en septiembre del 2023.

Mollaei ahora representa a Mongolia y competirá el martes en los Juegos Olímpicos.